Rasgos de la producción de tomate en zonas del interior

El micro injerto de tomate de El Plantel Semilleros inicia su campaña en zonas del interior de Almería y de Granada. Algunos pueblos de la provincia almeriense donde se produce tomate son: Alhama de Almería, Gérgal, y Uleila del Campo.

En el caso de Granada, los municipios son Jatar, Bérchules, Cortes de Baza, Zújar y Guadix. Producir tomate en estas zonas de interior implica tener bastante conocimiento de la climatología del lugar, ya que los agricultores sólo cuentan con cinco meses al año para cultivar, de mayo a septiembre, para evitar sufrir las temperaturas extremas del mes de octubre en adelante.

Semillero

Antes de llegar a sus fincas, El Plantel Semilleros recibe los pedidos de tomate, que en el 80% de los casos son injertados en lugar de convencionales porque el suelo de por sí tiene una presencia muy alta de nematodos y otros patógenos que dificultan el desarrollo del cultivo. A esto se suma unas condiciones de temperatura muy extremas que hacen que la planta precise de una mayor capacidad vegetativa.

 

Otro inconveniente a salvar es la escasez de agua. Los productores de tomate, del interior de las provincias almeriense y granadina, que planifican trasplantes en mayo, deben realizar sus pedidos de micro injerto antes de abril. Aun así, en el momento del encargo, se enfrentan al riesgo de no saber si dispondrán de agua suficiente para su cultivo.

InjertoTomate

A pesar de ello, las variedades que se cultivan en estas zonas suelen coincidir de un año a otro. Así pues, el cherry rama y cherry pera predomina en el interior granadino, y el tomate rama y tomate suelto en la zona interior de Almería.

El mes que viene hablaremos del injerto de tomate en las zonas de poniente y levante, y avanzaremos cuáles son las variedades más demandas y las fechas de salida previstas.